Sobre el convenio entre ARSAT y Hughes

17 de julio de 2017

Análisis sobre las consecuencias del acuerdo secreto difundido por El Destape Web.


Rodrigo de Loredo, Presidente de ARSAT


El domingo 16 de julio de 2017 se conoció un informe de Darío Gannio para El Destape Web en el que se muestra un convenio confidencial firmado entre ARSAT y la empresa Hughes de Estados Unidos. Vamos a analizar que implica este acuerdo.

En primer lugar, para los que tengan interés en conocer más sobre qué es un satélite, cuáles son las características de los satélites geoestacionarios y la historia de ARSAT pueden ver un documento que hice en octubre de 2015, antes de las elecciones:

En este documento ponía el énfasis en la importancia de la industria satelital como una forma de impulsar el desarrollo científico, tecnológico e industrial del país.

En un segundo documento alertaba sobre los cambios que se habían producido entre el resultado de las elecciones de 2015 y los primeros meses de 2016. Allí criticaba que expertos, que habían sido funcionarios de ARSAT, cuestionaran las políticas fijadas en la Ley 27.208, LEY DE DESARROLLO DE LA INDUSTRIA SATELITAL – Plan Satelital Geoestacionario Argentino, y en especial la decisión de poner Banda Ka (para dar servicio de internet) en el ARSAT 3.

El texto de la Ley 27.208 está acá:

Para los interesados en la Ley 27.208 recomiendo leer el libro de OINK: El Futuro Llegó

Esos expertos, ingenieros del área de comunicaciones, me criticaron cuando escribí mi informe, diciendo que lo que yo afirmaba era erróneo, que era arriesgado apostar a la Banda Ka, que no había órbitas disponibles para el ARSAT 3, etc, etc.

Entre el momento que escribí ese documento y hoy pasaron varias cosas, y creo que hay ciertos debates que ya no tiene sentido dar porque el tiempo demostró que lo que yo decía era correcto.

En una nota de fines de enero de 2016, en la Revista Perfil, el Presidente de ARSAT Rodrigo de Loredo afirmaba a la periodista Florencia Ballarino: “El rumor sobre la venta de los satélites Arsat me da risa”

Desde ese momento tanto el periodista Fernando Krakowiak en Página 12 como el portal Latam Satelital se encargaron de informar sobre los pasos que iba dando la nueva administración de la empresa. En un año y medio se autorizó a dar servicio a 12 satélites internacionales, tanto en banda C y Ku (la que puede proveer el ARSAT 2) como en Banda Ka (la que iba a proveer el ARSAT 3).

La última autorización ocurrió el último día de gestión del Ministro Aguad:

Estas autorizaciones son la consecuencia de lo que piensan los referentes del PRO en este tema. Como relata Krakowiak en esta nota, ´José Antonio Sánchez Elía, referente de comunicaciones de la Fundación Pensar, think tank macrista, reivindicó la necesidad de avanzar con la desregulación del sector. “Me resulta injusto que nuestra gente tenga que pagar más por sus telecomunicaciones bajo la excusa de proteger nuestra industria satelital. La Argentina necesita integrarse al mundo, nuestro pueblo tiene que estar conectado a internet de la forma más económica posible”.

Como indicaba Krakowiak, Sánchez Elía promovió a Héctor Huici y Hugo Miguel como funcionarios del área de comunicaciones del gobierno del Presidente Macri:

También se puede leer:  https://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-297554-2016-04-22.html

En abril de 2016 Krakowiak informaba que Héctor Huici, había anticipado que el Gobierno evaluaba incorporar capital privado en Arsat:

El viernes pasado Krakowiak informaba que con la disolución del Ministerio de Comunicación, y el paso del área residual al Ministerio de Modernización, el poder de Huici aumentaba:

El informe de Dario Gannio sobre el convenio ARSAT – Hughes

Este es el informe que se difundió anche:

El convenio que se cita en la nota, versión en inglés, es este:

El portal Motor Económico había adelantado el tema hace unas semanas:

Latan Satelital sacó hoy una nota analizando el convenio:

En este punto es interesante recordar esta nota de la Revista Fibra

Es decir, en octubre de 2016 ARSAT había firmado un convenio para que Hughes brinde conexión por banda Ka a escuelas.

¿quién es Hughes? Una empresa de Estados Unidos especializada en prestar servicios en Banda Ka, además de dedicarse a otros rubros como DEFENSA:

Resumiendo lo que dice el convenio:

1) ARSAT NO se privatiza. Pero se crea una nueva sociedad, denominada en el documento NEWCO (nombre genérico para New Company), con una finalidad específica, que antes tenía ARSAT. Es decir que ARSAT pierde esa especificidad, eso es lo que se privatiza.
2) la nueva sociedad NEWCO tendrá una participación mayoritaria de Hughes, y minoritaria de ARSAT. Hughes definirá la contratación de los gerentes y definirá la política de la empresa
3) el objetivo de NEWCO será proveer servicio de Banda anda satelital, usando la banda Ka. Este era un mercado en el que iba a incursionar ARSAT 3, como apuesta estratégica a futuro. Eso estaba establecido en la Ley 27.208, por eso significa una privatización de esa parte del negocio.
4) para prestar ese servicio de Banda Ka se construirá el ARSAT 3 en INVAP. Esto deja a la gente de INVAP tranquila. Su misión NO es defender la soberanía tecnológica nacional sino los intereses de la empresa y de sus empleados. EL acuerdo dice que ARSAT estima que el costo de construir y lanzar el ARSAT 3 será de U$S 230 millones. Este era el monto que estaba previsto que cueste el nuevo satélite en diciembre de 2015, cuando el proyecto fue parado. Cabe recordar que ese costo se logra porque la plataforma ya se usó en el ARSAT 1 y 2 y se minimizan gastos de desarrollo. Es decir, que el argumento de que el ARSAT 3 se demoraba porque la plataforma era obsoleta, que dio el Ministro Barañao, eran falsos. Además la nueva sociedad no estaría pagando por el gasto que cubrió el estado Argentino al desarrollar las plataformas 1 y 2, que ya para el 3 no existe porque es la misma tecnología.
5) además ARSAT aportará una de sus posiciones orbitales, ya sea algunas de las dos con las que cuenta hoy o la tercera que ya estaba solicitando la anterior gestión. En este punto el convenio dice:
  “1.1.5 ARSAT liderará el proceso para que Newco obtenga una posición geoestacionaria para ARSAT 3, y todas las autorizaciones legales, regulatorias y gubernamentales requeridas para brindar servicio de banda ancha satelital en Argentina. La posición orbital bajo consideración para la utilización de ARSAT 3 será una órbita geoestacionaria Argentina en la posición 81º W, 91,5º W o 72ºW. La localización de la posición orbital puede cambiar como resultado de las discusiones relativas al proyecto. La partes acordarán la posición orbital donde se ubicará el ARSAT 3 previo a la firma del Acuerdo Final. ARSAT liderará el proceso para obtener para Newco todas las autorizaciones legales, regulatorias y gubernamentales necesarias para lanzar,operar y ubicar ARSAT 3 en la posición orbital seleccionada y para proveer servicios satelitales de banda ancha.
1.1.6 ARSAT lidera el proceso para confirmar la coordinación de frecuencias en relación con las frecuencias y posiciones orbitales mencionadas en este documento. HUGHES proveerá a ARSAT del soporte para la coordinación de las frecuencias en la banda Ka en el hemisferio norte, si fuera requerido.
1.1.7 ARSAT aportará la capacidad de banda Ka para Newco hasta un 25% de la capacidad total disponible del ARSAT 3 sobre términos de acuerdo mutuo. ARSAT también desea desarrollar una base de potenciales clientes de servicios de banda ancha Ka que transferirá al ARSAT 3 una vez que el satélite esté operativo y previo a su lanzamiento.” Se estima que la posición geoestacionaria tiene un costo de U$S 20 millones.
6) la empresa Hughes estima que se necesitará una inversión de U$S 50 millones para adquirir todos los equipos de red basados ​​en tierra, incluidos los terminales de radiofrecuencia necesarios para prestar servicios de banda ancha por satélite a revendedores y / o usuarios de consumidores y medianas empresas.
7) la operación del satélite (control de que la órbita se mantenga en la posición correcta) será provista a Newco por ARSAT. Esto es necesario para que Newco pueda usar la misma órbita que los ARSAT 1 o 2. Solamente está permitido por las regulaciones internacionales que varios satélites compartan la misma posición geoestacionaria si los opera una misma empresa que se asegure que todos están controlados y no pueden chocar entre sí. Esto se seguirá haciendo desde la base localizada en Benavidez.
8) la operación de la carga útil será responsabilidad exclusiva de Newco. En los ARSAT 1 y 2 esto se hace en una sala de la base de Benavidez ubicada al lado de la sala desde donde se controla la operación del satélite.
9) la fibra óptica y el data center será provisto por ARSAT.
10) Hughes proveerá de manera exclusiva los sistemas de recepción, decodificadores y todo equipo de tierra y banda ancha y Newco sólo usará equipos Hughes para la provisión de servicios de banda ancha de ARSAT 3 en argentina o de cualquier otro satélite que use Newco para proveer banda ancha en Argentina. ARSAT será el proveedor exclusivo de Newco para servicios de fibra óptica y data center.

CONSECUENCIAS DEL CONVENIO

Seguramente se irán descubriendo con el tiempo otras consecuencias de este acuerdo, pero una primera lectura permite detectar que:
– el estado Argentino desiste de manejar el negocio del servicio de banda ancha a través de la Banda Ka, el que queda en manos de una empresa de Estados Unidos. Este servicio se privatiza
– el estado Argentino desiste de desarrollar tecnología propia relacionada con la banda Ka. INVAP NO adquiere nueva tecnología. Para construir el ARSAT 3, INVAP usa exactamente la misma tecnología que ya se usó para el 1 y 2. Y Hughes no transfiere la tecnología de los equipos terrestres necesarios para dar servicio de banda ancha satelital.

– el estado Argentino entrega el uso de sus órbitas a una empresa extranjera para la provisión de servicio de banda Ka.

Desde ya, es claro que se está violando los artículos 8 y 10 de la Ley 27.208.

“TÍTULO II
DE LA EMPRESA ARGENTINA DE SOLUCIONES SATELITALES SOCIEDAD ANÓNIMA AR-SAT
CAPÍTULO I
DE SU CAPITAL SOCIAL
ARTÍCULO 8° — Establécese que el capital social de la Empresa Argentina de Soluciones Satelitales Sociedad Anónima AR-SAT estará representado en un cincuenta y uno por ciento (51%) por acciones Clase ‘A’, encontrándose prohibida su transferencia y/o cualquier otro acto o acción que limite, altere, suprima o modifique su destino, titularidad, dominio o naturaleza, o sus frutos o el destino de estos últimos, sin previa autorización expresa del Honorable Congreso de la Nación.
CAPÍTULO II
DE LA MODIFICACIÓN DE SUS RECURSOS
ARTÍCULO 10. — Cualquier acto o acción que limite, altere, suprima o modifique el destino, disponibilidad, titularidad, dominio o naturaleza de los recursos esenciales y de los recursos asociados de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones y de las Telecomunicaciones, definidos en la ley 27.078 ‘Argentina Digital’, que pertenezcan o sean asignados a la Empresa Argentina de Soluciones Satelitales Sociedad Anónima AR-SAT, requerirá autorización expresa del Honorable Congreso de la Nación.”

Estas políticas impulsadas por ARSAT han salido de la asesoría contratada a la Empresa Mckinsey:

Los coordinadores Lopetegui y Quintana trabajaron para Mckinsey.

Ciertamente Mckinsey no tiene como prioridad impulsar el desarrollo de Argentina.

LUEGO DE CONOCIDA LA CARTA DE INTENCIÓN

El lunes 17 el Ministro de Defensa Oscar Aguad, que hasta el viernes anterior había estado a cargo de la cartera de Comunicaciones, negó que hubiera una privatización:

El martes 18 el Presidente Macri hizo declaraciones a Radio Seis de Bariloche:

El Presidente defiende el acuerdo con mayoría privada y destaca lo que él entiende que son los logros del mismo:
a) dice que es los satélites 1 y 2 fueron mal comercializados por la gestión anterior, y que no es razonable seguir destinando impuestos de los Argentinos para esto, por lo que es conveniente buscar un inversor
b) dice que esto es beneficioso para INVAP porque le permite incorporar tecnología
c) dice que ARSAT es una empresa de servicios y no de tecnología
d) dice que no tiene claro que el acuerdo viole la ley 27.208

En relación con el punto b), ya dijimos que NO se incorpora nueva tecnología
En relación con el punto c), queda claro que la intención del gobierno es considerar a ARSAT como una empresa sólo de servicios, desconociendo la función de desarrollo de la industria satelital que le asigna la Ley 27.208
En relación con el punto d), como dije antes se viola claramente la ley.
Finalmente, en relación con el punto a), al 10/12/2015 la situación comercial de los satélites ARSAT 1 y 2 era la esperable y correcta. EL ARSAT 1 estaba plenamente ocupado. Cuando se lo puso en órbita reemplazó a un satélite alquilado que también estaba plenamente ocupado, por lo que solamente hubo que “mudar” a los clientes. En cambio cuando se lanzó el 30/09/2015 el ARSAT 2 ocupó la órbita que el país estuvo a punto de perder por la mala gestión de la empresa privada NahuelSat, quien había ganado la concesión en la época del Presidente Menem. No había ningún satélite ocupando la posición, por lo que luego de los 40 días que demoró ubicarlo en su posición orbital y hacer todas las pruebas, estaba vacío. Sin embargo la gestión había firmado contratos con empresas privadas, como Telefónica, que representaban el 30% del total del satélite, y los servicios se alquilaron temporariamete a terceras empresas. Esos contratos fueron venciendo durante 2016, y se fueron migrando al ARSAT 2.

El Plan de Negocios incluido en la Ley 27.208 establecía que con los ingresos antes descritos alcanzaban para financiar las construcción del ARSAT 3, que debía comenzar a fines del año 2015. El gobierno suspendió la construcción, reasignó esos fondos para la finalización del tendido de la Red de Fibra Óptica, y generó un colapso económico en INVAP.

Además en ese período aprobó autorizaciones para que 14 satélites extranjeros pudieran vender servicios en Argentina. El Presidente de ARSAT de Loredo justificó estas medidas argumentado que ARSAT tenía un monopolio. A diciembre de 2015 ARSAT solamente tenía el 30% del mercado satelital, por lo que sus dichos son incorrectos.

Algunos medios defendieron la medida denunciada por Gianno y reconodida por el Presidente Macri, e incluso dijeron que debería avanzarse mucho más en esa dirección.

Desde el Grupo Ciencia y Técnica Argentina (CyTA), del que formo parte, varios de sus miembros mostraron las desventajas del acuerdo para el desarrollo de la industria satelital como estaba prevista en la Ley 27.208.

Ya sabíamos que las autoridades de ARSAT, Comunicaciones y Presidencia no están de acuerdo con la Ley 27.208. El senador Pinedo votó en el año 2006 en contra de la Ley de creación de Arsat y el bloque del PRO votó en contra de la Ley 27.208. La sorpresa es que el gobierno, en lugar de enviar un proyecto tendiente a cambiar esa Ley simplemente hace como si no existiera, ignorándola en los hechos.

Jorge Aliaga
17/07/2017
jorgealiaga.com.ar
(v2 – 21/07/2017, se incorpora la sección “LUEGO DE CONOCIDA LA CARTA DE INTENCIÓN”)

Comments are closed.